Ubud

DSC_0028

Si alguien tuviera que describir el pueblo perfecto para mi personalidad, básicamente describirían Ubud. Excepto por la falta de cines (bah! quien necesita cines si hay internet), Ubud es mi tipo de lugar. Ubicado casi al centro de Bali, Ubud está entre colinas y rodeado de arrozales, y es la capital cultural y espiritual de Bali. La gente es simpática, alegre y muy amigable, y al ser un destino con mucho turismo, hay miles de opciones de cafés, restaurantes y “warungs” (lugares de comida local). Además es básicamente uno de los centros de práctica de yoga más importantes, así que hay mucho que hacer…

DSC_0057

Viviendo en Ubud 2 semanas, tuvimos la oportunidad de pasear la parte turística, pero también explorar la vida como locales. Alquilamos un mini depa (básicamente un cuarto grande con baño, kichinet y terraza) hacia las afueras del centro, en el área de “Kutu”, que esta a 10/15 minutos del centro en moto o aprox. 45/60 minutos caminando de bajada.

DSC_0008

El área es lindísima porque es más “campestre” que vivir en el centro, mucho más tranquilo, sin tráfico y con vistas a los arrozales por todos lados. Además en el camino entre nuestra casa y el centro habían muchas opciones de “warungs” donde comer rico y barato. Nosotros alquilamos una scooter, así que no tuvimos problemas en movilizarnos.

DSC_0027

THE MONKEY FOREST (el bosque de monos)
Padangtegal Mandala Wisata Wanara Wana Sacred Monkey Forest Sanctuary

DSC_0036

Este lugar es quizá uno de los lugares más visitados en Ubud. Es un área natural reservada donde se encuentra un templo muy lindo poblado de monos. A pesar de ser bien turístico, es  divertido pasear por ahí, además de ser súper bonito. Por alguna razón, es  divertidísimo ver a los monos (macacos) interactuar…

DSC_0073

Eso si, tengan cuidado cuando paseen cerca de los monos. No lleven sus lentes de sol, o aretes/collares grandes o llamativos y tampoco botellas de agua o comida. Estos monos son recontra vivos y van a hacer todo lo posible por quitarles estas cosas… Además no los traten de tocar porque pueden arañarlos o morderlos. Pueden tomar fotos y estar cerca de estos, pero siempre recuerden que son animales silvestres. Además son engañosos porque uno te distrae por el frente mientras el otro trata de quitarte algo por atrás, inclusive tus sandalias!

DSC_0046

Si van entre junio y agosto pueden ver muchos monitos bebés porque es la época en que nacen y es la época en que los monos la pasan bien 🙂

DSC_0011

El mono más bacán:

DSC_0033

OK se que son sólo monos, cual es la obsesión, pero esta foto es muy dulce como para no compartirla:

DSC_0066

Hay dos maneras de entrar al Monkey Forest. Una es por donde va la mayoría de turistas (en el centro de Ubud), pero otra es usar la segunda puerta, que está pegada al templo. Hay un camino que bordea el parque que los puede llevar ahí. Es más tranquilo, con menos gente y les da la oportunidad de visitar el templo primero.

DSC_0057

Para entrar al templo dentro del Monkey Forest hay que usar, por respeto religioso, parte del traje típico de la zona, que es un pareo/falta de tela (sarong) y un cinturón. Esto lo ofrecen ahí mismo en la puerta del templo y funciona en base a donaciones. Generalmente es un “sarong” morado y un cinturón amarillo. Si hay una ceremonia en ese momento, les van a pedir también que usen manga larga.

DSC_0013

PASEO EN BICI / CAMINATAS

Saliendo del centro de Ubud, pasando el “Royal Palace”, hay un camino hacia el norte que pasa por arrozales y pequeñas villas. Vale la pena hacer esto. Nosotros lo hicimos caminando y fue muy lindo.

DSC_0004

En el camino van a encontrar algunos “warungs”, cafés donde tomar algo y artesanos vendiendo sus obras. Tomen el tiempo de pasear con calma porque la vista y la experiencia de pasear por ahí es increíble. Si lo hacen en bici, tengan en cuenta que los caminos son angostos y de cuando en cuando pasan scooters, así que vayan prestando atención. 

DSC_0018

Además de esta caminata hay otras opciones, es cuestión de mirar un mapa y lanzarse a explorar. El segundo paseo que hicimos, esta vez en bici, fue por la zona de nuestra casa (Jungjungan). Este paseo fue por caminos asfaltados, así que fue más fácil.

DSC_0089

En el camino, nos encontramos con una instalación de arte que busca controlar el “boom” inmobiliario en Ubud, que está amenazando con destruir justamente lo bonito del lugar, que son los paisajes y villas locales. Aparentemente esta instalación (también documentada en el museo de arte de Ubud – ARMA) fue armada cuando estaban filmando “Eat, Pray, Love” para lograr que salga en la película… no sé si llegó a salir:

DSC_0095

Si deciden alquilar una scooter o moto, recomiendo que sean valientes (y cuidadosos al manejar) y se lancen a explorar. Nosotros cargamos Google maps y nos fuimos al “Gunung Kawi Temple” como a 20 o 45 minutos de Ubud. El paseo es lindo, pasas por unas vistas increíbles de arrozales en quebradas y si tienen la suerte de perderse un poquito (como nos pasó a nosotros), pueden descubrir caminos pequeños más bonitos. Y si el día está despejado pueden tener vistas de la montaña más alta de Bali llamada Mount Agung (3,000 msnm). Nosotros no tuvimos esa suerte…

DSC_0089

El templo es súper bacán porque está como incrustado en la ladera del cerro y separado de la entrada por un riachuelo y puente peatonal.

DSC_0083

Para entrar al templo las mujeres deben llevar un “sarong” o pantalones/falda larga. Pueden llevar su propio sarong (pareo) o pueden usar uno que te prestan en la entrada del templo que es en base a donaciones. A la entrada los vendedores los van a tratar de convencer que deben comprar uno, pero no es así, el mismo templo ofrece los sarongs y recomiendo que hagan una pequeña donación ya que esto va al cuidado del lugar.

DSC_0062

A la entrada del templo van a bajar por unas escaleras junto a unos arrozales, como el resto de vistas en Ubud, es muy lindo y a veces uno puede ver a los campesinos preparar la tierra para el sembrío:

DSC_0065

El templo tiene varias partes, unas zonas más antiguas que otras. Recomiendo le dediquen no menos de 45 minutos al lugar porque es muy lindo y a veces simplemente sentarse a admirar estos sitios es lo más interesante.

DSC_0085

Ofrendas:

DSC_0077-B

Desde el centro de Ubud, si van caminando hacia el oeste, pueden llegar a la zona conocida como “bridges”. Es un puente antiguo que cruza una linda quebrada:

DSC_0100

Ahí hay muchos restaurantes bonitos y cafés. En esa misma avenida hay un estudio-galería bien interesante llamada “Art Zoo“, recomiendo parar por unos minutos:

DSC_0093

Si siguen por esa misma calle, hacia la izquierda van a ver una escaleras y a partir de ahí pueden ir caminando por otra zona de arrozales y quebradas llamada “the ridge walk”.  Si llegan a la siguiente avenida, donde está el hotel Four Seasons, un poquito más arriba hay una heladería espectacullar llamada Gaya Gelato. Uff, no pueden dejar de ir y prueben el helado de menta, es el mejor (realmente helado de menta) que he probado:

DSC_0097

Así como para terminar el día, recomiendo ir a ver el atardecer a los arrozales. Aprovechen la calma fuera del ruido del centro, junto con una chela bien helada:

DSC_0112

MUSEO DE ARTE DE UBUD – ARMA

Si sólo pueden visitar un par de lugares estando en Ubud, además del Monkey Forest, recomiendo visitar el ARMA. No sólo el museo y jardines son espectaculares, sino que el arte mostrado ahí es realmente bueno. Vale la pena tomarse un par de horas para pasear con calma. El dueño del museo era un señor muy  humilde que empezó vendiendo pinturas en la playa en Kuta. Con ese dinero puso un “homestay” (hostal) en su casa en Ubud para que la gente se quedara en Ubud en vez de ir sólo por el día desde Kuta. Ganando más, puso una galería (aún existe) y a partir de ahí siguió creciendo y eventualmente abrió este museo que es espectacular tanto por dentro y como por fuera, con obras de arte moderno y tradicional.

DSC_0032

En el mismo museo, en el patio y jardines, está el “ARMA OPEN STAGE” donde cada ciertos días hay bailes típicos de indonesia. Hacen diferentes tipos de bailes según el día y los horarios varían, pero generalmente son en la noche.  Al costado del museo se encuentra el resort/hotel del mismo nombre. 

BAILES

EL baile que nosotros fuimos a ver se llama “Kecak & Fire Dance“, en el templo “Pura Dalem Ubud“, ubicado en el centro de Ubud. El baile es divertido y esta versión es interesante porque es de noche, así que la sensación es diferente. El costo del show es 80,000 IDR por persona (aprox. $8).  Lamentablemente no tengo fotos de esto porque el show es de noche a la luz de una fogata y sin trípode fue imposible sacar buenas fotos, pero pueden ver un video aquí que encontré en YouTube, que muestra uno similar.

Hubo un momento gracioso al comienzo del show, cuando hacen la introducción porque el presentador trataba de decir “ladies and gentlemen” y sonaba “lazy germans”. Nosotros y varios al rededor de nosotros (coincidentemente alemanes), pasamos varios minutos confundidos… las cosas graciosas que pasan en Indonesia 🙂

2013-08-09 14.29.13

Además de hacer turismo y disfrutar del lugar y energía de Ubud, pueden aprovechar que este es el epicentro de no sólo la práctica de yoga y meditación, sino de spas en general. Hay miles de opciones de masajes, reflexología, limpieza de chakras, manicures, etc. Cosas desde esotéricas a superficiales, pero todas orientadas a la relajación y bienestar. Como mi objetivo era más conocer (y la relajación la verdad que la encontraba todos los días en Ubud), yo sólo hice reflexología (60,000 IDR = $6 por 30 minutos) y fue espectacular…

COMER EN UBUD

La comida en Indonesia nos sorprendió desde el principio. Honestamente, yo no sabía mucho de la comida local, pero es deliciosa! Estando en Ubud tuvimos la oportunidad de probar varios lugares, tratando de ir a lugares diferentes cada día para el almuerzo y la comida, pero encontramos un par de lugares donde tuvimos que regresar y que debo recomendar:

D’WARUNG
Para mi el mejor “warung” de Ubud de lejos. No es el más barato, pero tampoco es caro y todo es delicioso! Aparentemente el dueño era antes chef de un hotel y decidió abrir su propio local. Como no está en el centro de Ubud, sino un poco hacia las afueras, no hay tantos turistas (lo cual lo hace aún mejor).

DSC_0077

De todas maneras tienen que probar el “pork satay” que es cerdo tipo saltado con salsa de maní; espectacular:

DSC_0079

Lass costillas de cerdo (pork spare ribs):

DSC_0080

y/o el “Ayam panggan basa serapah” que un pollo con salsa de coco delicioso. Una de las cosas más ricas que he probado en Bali:

DSC_0081

Los postres en D’Warung son también de morir. Si sólo quieren probar uno, prueben el plátano frito con miel de coco y helado. Si tienen ganas de gozar un poco más, prueben el pudín de arroz dulce con helado y miel de coco (Bubur sum sum)… espectacular! (noten los tenedores listos para atacar):

DSC_0083

Para llegar a D’Warung solo deben seguir la calle que sale del Monkey Forest (la salida/entrada pegada al templo, no al centro de Ubud). Sigan la pista hasta llegar a un campo de fútbol chico, pasen el campo de fútbol de frente hasta llegar a una intersección bastante transitada. A su derecha a pocos metros (en la vereda del frente) está el lugar.

SENIMAN COFFEE STUDIO
Si son amantes del cafe, no pueden dejar de ir a este lugar. Uno de los mejores cafés que he probado, pero además la experiencia es súper aquí porque es como un laboratorio de café; con diferentes variedades, diferentes maneras de pasarlo, etc. El lugar es una mezcla entre un laboratorio (literalmente) y un café medio hipster. Muy bacán y el lugar ideal para dedicarse a tomar buen café.

DSC_0043

DSC_0047-B

MAMA’S WARUNG
Este fue uno de nuestro primeros descubrimientos gracias al Lonely Planet. El lugar es simple,  muy local, pero la comida es deliciosa (y barato). Además lo más simpático del lugar es “Mama”, aún maneja la cocina y siempre está ahí conversando con los comensales, siempre muy simpática y divertida. 

FAIR WARUNG
El dueño de este restaurante es un suizo. En el segundo piso está el restaurante y en el primer piso maneja una clínica gratuita. Un porcentaje de las ganancias del warung van para mantener la clínica, con el concepto de que “todo ser humano debe tener acceso a salud”. El concepto es súper lindo, el lugar es muy simpático y la comida es muy rica. 

SUCKLING PIG
En este lugar se especializan en una sola cosa: el chancho (cerdo) hecho al fuego y parte frita. Es un plato típico de la zona y es espectacular. Como se a vuelto turístico es ahora más caro que antes, pero vale la pena ir. El lugar es un restaurante abierto con miles de mesas y una rotación de gente que es una cosa de locos. El chancho es espectacular, viene con unas verduras y arroz y un pedazo de salchicha de sangre picante… de lo mejor que he comido en Ubud, no pueden dejar de probarlo si están por aquí.

DATOS ÚTILES:

– Para los que necesitan trabajar en Ubud o conectarse porque van a quedarse un buen tiempo, recomiendo ir a HUBUD. Es un coworking space (oficina compartida) en el centro de Ubud, que es lo máximo. La conexión es la más rápida de Bali y el lugar es súper cómodo y bonito, con cabinas para llamadas en Skype (y así no molestar a los demás), salas de reuniones y un café. Además el espacio es armado todo con bambú, con linda vista al jardín y arrozales. Hay un “raw café” con comida orgánica en el patio.

– Costo de alquiler de bicicletas: 20,000 IDR por día (hacen descuentos por tiempos más largos).

– Costo scooter: 40,000 IDR por día / 400,000 IDR por 2 semanas / 600,000 – 650,000 por 1 mes.

– Un dato útil para los que vayan a usar scooters. No dejen nunca sus cascos boca arriba. En Bali llueve bien seguido y a veces cuando menos lo esperas. Creanme por experiencia, a menos que quieran un casco-piscina, siempre dejenlo boca abajo, sobre las manijas de la moto o llévenlo con ustedes. No fue nada divertido manejar con la parte de adentro del casco empapado hasta nuestra casa a las 11 de la noche…

– En Bali y especialmente en Ubud, es costumbre quitarse los zapatos antes de entrar a un lugar (ya sea casa, templo, tienda, etc). A menos que vean a otras personas o al dueño usando zapatos adentro, deben entrar descalzos. Al comienzo se siente raro hacer esto, pero una vez que lo empezamos a hacer nos gustó mucho el concepto. Ahora en nuestra casa/hotel/depa, donde vivimos, tenemos la costumbre de dejar los zapatos afuera (o en un lugar destinado a esto).

– Hay muchos lugares donde quedarse en Ubud, sobre todo en el centro. En las afueras hay todo tipo de hoteles (chicos y medianos) y homestays. Nosotros alquilamos un lugar a través de Airbnb y fue una súper buena decisión. Este es el link por si están interesados. Queda como a 10/15 minutos del centro (necesitan scooter o carro porque en bici es de subida al regreso un poco pesado para hacerlo todos los días) pero es limpio, cómodo y seguro.

Además de nuestro mini depa / cuarto, al costado (compartiendo el jardín y piscina) el dueño (Nyoman) tiene una casa con 3 departamentos. Pueden ver su listín en Airbnb aquí.

DSC_0094

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s